La Tercera Intifada ya tiene fecha

This entry was posted by on Jueves, 7 abril, 2011 at


El palestino Fahed Kawasmi (20) quiere que la Plaza Manara de Ramala se Tajririce. Aún no pide una nueva Intifada pero lanza un mensaje claro a sus dirigentes.

“Si la Plaza Tajrir en El Cairo consiguió la caída de un dirigente tan poderoso como Hosni Mubarak, nosotros podemos lograr el fin de la escisión interna. Después, elecciones libres y por último el fin de la ocupación israelí”, detalla este joven de Hebrón en la primera manifestación palestina nacida en la Red.

La pregunta que muchos se hacen fuera de las movedizas fronteras de Oriente Próximo es cuándo los palestinos se contagiarán del virus egipcio y tunecino. ¿Es posible? ¿Les conviene? Viendo la manifestación de Ramala y escuchando los testimonios de la celebrada en Gaza, está más cerca una Intifada contra Israel que la deseada unidad palestina.

Acompañamos al veterano dirigente de Al Fatah, Nabil Shaat, hasta el centro de Ramala. En primer lugar, confieso que resulta un poco extraño ver a este símbolo de la Vieja Guardia, estrecho asesor de Yasir Arafat y ahora de Abu Mazen, exigiendo un cambio. Y enarbolando el ejemplo egipcio…pero eso es otro cantar.

Adornado con una kefia, Shaat pide unidad pero no se olvida de criticar al grupo islamista Hamas. “Como ves, aquí hay banderas palestinas. No hay de Al Fatah o de Hamas. En cambio, en Gaza sólo hay las verdes”, comenta en alusión al color del movimiento islamista.

Mientras opina que “Hamas pone muy difícil la reconciliación”, se acerca el dirigente islamista, Mohamed Abu Tir, conocido también como el “jeque de la barba naranja”. Camuflado esta vez en una barba convencional, saluda cordialmente a Shaat. Dos minutos de diálogo. Ni más ni menos. Cuando se separan, Abu Tir susurra algo a su acompañante que le provoca la risa mientras Shaat continúa la entrevista explicando “la necesidad de la unidad para dar una esperanza al pueblo palestino y la creación de nuestro Estado”.

Si las manifestaciones de esta semana se han limitado a arrancar palabras (¿vacias?) de los líderes de Fatah y Hamas a favor de la unidad, otra historia muy diferente puede ser el 15 de mayo. Muchos palestinos y árabes en la región exigen que ese día se inicie la Tercera Intifada. ¿Muchos? Exactamente más de 194.000 personas del grupo creado en Facebook exigiendo una nueva revuelta popular contra Israel.

Veamos. Primera Intifada a finales de los 80. Segunda Intifada en el 2000. Siguiendo la estadística, toca Intifada. “Tras las Intifadas en Egipto, Túnez y Libia, ha llegado el turno de la Intifada palestina (…) El 15 de mayo del 1948 es el Día Nakba, cuando fue ocupada Palestina…Nosotros la liberaremos”, se lee en la página de la poderosa red social y nueva arma de la lucha palestina.

¿Qué pasará el 15 de mayo? Piden a los jordanos y egipcios que se manifiesten en la frontera con Israel, al grupo chii libanés Hizbulá que dispare sus misiles contra los israelíes y a los palestinos que ataquen las colonias en Cisjordania. Para la gran mayoria de palestinos, los colonos son “un objetivo legítimo al ocupar nuestras tierras”.

El éxito de la convocatoria en la Red se debe también a la movilización de poderosos grupos árabes en Facebook que llaman al enfrentamiento con Israel. “Ha llegado la hora de ser libres y darles una lección”, escribe un usuario.

La fecha elegida no es del agrado de Abu Mazen que tiene una clara estrategia: esperar al mes de septiembre para recabar el reconocimiento de Naciones Unidas a un Estado palestino en las fronteras del 67 con capital Jerusalén Este. Para ello, ya ha conseguido la promesa de muchos países, entre ellos importantes aliados de Israel. Pero Abu Mazen sabe que una ola de protestas, enfrentamientos y muertos truncaría sus planes. En su entorno comentan: “Queremos que el mundo nos reconozca en septiembre. Si no es así, la frustración llevará al pueblo a reaccionar en la calle”.

Este numeroso grupo de Facebook pasa de septiembre, lo considera otra ilusión más de sus viejos líderes y espera que la Intifada salte, de una vez por todas, de los ordenadores a las calles.

Fuente: palestinalibre.org/articulo.php?a=30787

Compartir / Guardar en favoritos